Mi segundo parto (1/2)

Pues nada, que llevo unos 20 días dándole vueltas a cómo explicaros mi segundo parto y no me decido. Quería hacer un relato corto y lo más fiel posible a como lo recuerdo pero, me dejaba demasiadas cosas en el tintero y no puede ser (al fin y al cabo, siempre digo que este blog es un diario). Así que allá vamos, lo publico tal cual está… El post tendrá DOS PARTES.

Para ponernos en situación:  día 21-12-2015, semana del embarazo 37+1

Tenía cita con mi ginecóloga para retirarme el pesario que llevaba desde mediados de Octubre (¿NO SABES QUE ES UN PESARIO? DALE AQUÍ).

Antes de pasar con ella, pasé a monitores de rutina, pero nada apuntaba a un parto ese día. Tan sólo dos o tres contracciones suaves. Aunque yo tenía la intuición sabía que no se iba a hacer esperar tanto (los 3 días anteriores fueron premonitorios, leer aquí-> PRÓDROMOS DE PARTO).

Me quitó el cerclaje (no duele, molesta) y me hizo una ecografía del bebé. Todo parecía estar en orden, pero para asegurarse, me hizo un tacto y, aquí vino la sorpresa (o no): cuello borrado 100% y 4 cm de dilatación. Lo único que había evitado que Pol llegara al mundo ya no hacía tapón, así que, era bastante probable que me pusiera de parto esa misma noche.

Teníamos dos opciones, ir al hospital y tomárnoslo con tranquilidad o irnos a casa y acudir al hospital cuando las contracciones fueran rítmicas y dolorosas.

Pero con mis antecedentes, la doctora prefirió mandarme al hospital, eso si, con la calma. Eran las 18:00h. Tenía que llamar a Iván.

  • Cariño, salgo del ginecólogo, ¿podrías salir un poco antes?
  • ¡No jodas! ¿En serio?
  • Emmm… Sí, eso parece.
  • ¡Voy pitando!

Avisé a mi padre (mi mami estaba conmigo) que estaba con el peque dando un paseo para que fuera a casa. Acabė de meter lo necesario en la canastilla (secador, peine, cepillo de dientes…) y me puse a pedir las autorizaciones a la Mutua para adelantar faena. Sosiego absoluto, ya sabemos de que va ésto. Con mi primer parto no empecé con las contracciones heavys hasta que me rompierona bolsa y esta vez, quería otra cosa. Algo mas natural, así que tenía intención de apurar más el tiempo. No se, llamadme masoca pero quería soplar, hacer la postura del gato cabreado, agarrarme a las farolas, insultar al padre… ¡lo típico! Jajajajajajajaja

Ya de camino al hospital, iba pensando que la situación era idéntica a mi primer parto: voy a consulta, me mandan al hospital, no rompo aguas, no tengo contracciones (a ver, contracciones tenia pero no de esas de respirar profundo y cagarme en todo)… y, aunque no fue un parto inducido, tuve la sensación de que lo era. Nada era como esperaba y la decepción empieza a apoderarse de mi. Empiezo a ponerme algo nerviosa. Siempre tuve la duda, con Marc, de que si hubiera esperado unas horas no me tendrían que haber puesto oxitocina, hacerme episio… paranoias mias.

Pero llegando a Barcelona… ¡¡CONTRACCIONES QUE PICAN!! Y yo feliz, como una perdiz. Cuando empiezan a dolerme, ya son cada 4 minutos… ¿en serio? ¿Y si encontramos caravana? ¿Y si rompo aguas? ¡Pondría el coche perdido! Ay madre… Por fin se qué es PONERSE DE PARTO 😄

A todo esto, ya eran las 20:00 y estabamos entrando a la clínica, Montse (nuestra comadrona) nos estaba esperando.
image

TO BE CONTINUED

Anuncios

10 comentarios en “Mi segundo parto (1/2)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s