Mi segundo parto (2/2)

Seguimos con la historia…

Nos hacen pasar a una sala MINÚSCULA con un cuadro de la Virgen del Pilar (de la época del Renacimiento por lo menos) y unos monitores dignos de ocupar un puesto privilegiado en el museo de la medicina de posguerra (con agujas y tó, sin pantalla digital. Más parecido a un polígrafo que a un chisme para medir contracciones). Me dan la SEXY BATA color azul oscuro y ale, a despelotarse (“¿Del todo?” “Sí, del todo”).

Tengo bastantes contracciones pero me duelen poco y me parece hasta divertido. No os sé decir cada cuanto las tenía, pero vamos, cada 4 o 5 minutos seguro. Iván se va a hacer el alta y me quedo allí, mirando el cuadro estupefacta pensando en lo feo y poco acogedor del hospital. Debían ser las 21h cuando me pasan a una sala de dilatación (igual de fea pero más moderna), me ponen el suero, los monitores y nos dejan a los dos allí tranquilos, con la luz apagada. No me hicieron ni tacto.

La cosa iba bien y tranquila, los dolores seguían siendo como pequeños calambres en la zona de los ovarios, muy pero que muy soportables (duele más un golpe en el dedo chico del pie). Las contracciones son constantes, cada vez más intensas.

Llega mi ginecóloga a las 21:30h más o menos y me dice que voy bien. Me hace un tacto y vamos por 6 o 7 cm. Me preguntan si quiero epidural y le respondo que

  • “AÚN NO”
  • “¿Quieres intentar parto natural?
  • “No, solo aguantar al máximo. No quiero que me pase como con Marc, me pusieron la epi enseguida y me pusieron tanta que se pararon las contracciones y tuvieron que ponerme oxitocina. Además, no noté NADA, estaba paralizada. Esta vez al menos quiero sentir las contracciones.
  • Ok, tu misma. Pero vas muy bien, lo estás haciendo tu sola todo. Rompemos la bolsa y así irá más rápido.

Todo lo que viene después de “No, solo aguantar al máximo” no es real. Es lo que yo pensaba y lo que quería.

Debian ser, que se yo… las 22:00h y le dije a Ivan que se fuera a cenar. Que seguro que iba para largo. Me quedé solita un rato chico, con la bolsa rota y las contracciones doliendo cada vez más. Para las 23:00 las contracciones eran cada dos minutos y bastante insoportables pero con tiempo en medio para cachondeo y tranquilizarme… Ahora ya sabía lo que era el dolor de parto, y de qué manera! Iván me iba animando

  • “Venga va, que pasa rápido…… ya está, eres una campeona”.
  • “¿De cuanto ha sido?
  • De 110…

Esto es la intensidad que marcaba el moderno monitor de la sala de dilatación. No se en que momento, las contracciones pasaron a ser seguidas, sin darme tiempo a reponerme, ni hacer broma, ni reirme, ni preguntar la “intensidad”. Duran en torno a los dos minutos entre que empieza hasta que se va y tardan 20 segundos en aparecer de nuevo. Entonces le dije a Iván… ¡EPIDURAL! ¡¡¡¡YA!!!!!!! 

Empecé a sudar frío, a acurrucarme en la cama y a tener ganas de llorar. No es por desanimaros pero duele de cojones. Con este segundo embarazo no fui a clases preparto pero recordaba lo de la respiración… ¿respirar? ¡Y un mojón! La única forma de aguantar el dolor era aguantar la respiración, os lo juro. ¿Soplar? ¿Expirar lento? Solo podía cerrar los ojos, hacerme un ovillo y dejar de respirar. Entonces apareció ELLA, en ángel de la anestesia y me dijo, después de echar a Ivan de allí:

  • No tendrías que haber esperado tanto, ahora a ver como te la pongo. ¿Has firmado el consentimiento?
  • ¡Noooooooooooooooooo! Pero si me la pones, te firmo lo que quieras, te pongo hasta en mi testamento.
  • ¿De cuantos centímetros estás?
  • No lo se…

Total, que estaba de 9cm y en cualquier otro sitio, no me hubieran puesto la epidural porque, es imposible estarse quieta con esas contracciones y ese dolor. Entre tres (anestesista, comadrona y enfermera) me aguantaron cabeza y piernas y obraron el milagro.

Enseguida empezó a hacerme efecto, pero no como la primera vez. Podía mover las piernas y sentía llegar las contracciones. Era parecido a cuándo se te duerme mucho un pie o un brazo, notas todo pero la sensibilidad es nula.

En tres contracciones más, ya estaba en dilatación completa y me pasaron al paritorio. Me pusieron en la camilla, vistieron al papá y ale, a empujar “cuando tuviera ganas”. Y así fue, como en tres empujones fuertes, sintiendo como Pol se hacía paso entre mi pelvis pero sin dolor, llegó al mundo a las 00:01 del 22/12/2015.

“Eres una máquina pariendo niños” me dijo Eva, la ginecóloga. Solo tuve un pequeño desgarro interno, nada escandaloso, un par de puntos. Nada de forceps, nada de la temida episotomia.

Parto rápido y bonito que me sirvió para quitarme la espinita del primero.

Fue amor a primera vista…

Gracias a todos por estar ahí.

image

 

 

 

Anuncios

17 comentarios en “Mi segundo parto (2/2)

  1. Sé que a mi me queda poco y debería asustarme lo que contáis pero ¡me encanta! Creo que todas tenemos esa fuerza que debe salir de dentro. Por fin parece que voy pasando la etapa del pánico total. ¡Un bebé precioso! 🙂

    Le gusta a 1 persona

  2. Enhorabuena campeona 👏👏👏👏 Lo hiciste fenomenal. A mí respirar y estar de pie me sirvió de mucho, jejeje…Me alegro que estés contenta y que todo saliera bien. Yo con la segunda rompí aguas a las 21:15, empecé con contracciones después de una hora y llegó al mundo a las 23:45 h. Si todos fueran así, tengo un equipo de fútbol 😍😍😍

    Le gusta a 1 persona

  3. ¡Felicitaciones! Q lindo todo!
    En mi experiencia también puedo decir que la epidural es lo máximo! Jajaja
    Ya nos contarás como van los primeros meses con el nuevo integrante! A ver si es más fácil con el segundo… Quizá nos das ánimos a ir por el segundo también!😜

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s